Cuando toca disputar un derbi, la categoría siempre queda en un segundo plano. El del primer equipo está a la vuelta de la esquina, pero, como previa, los filiales regalarán un bonito duelo este fin de semana. El Betis Deportivo visitará al Sevilla C con la intención de sumar tres puntos muy valiosos profesional y sentimentalmente. No obstante, lo que más importa en la Avenida de Italia a estas alturas de la competición doméstica es mantener ese primer puesto.

Con buena letra

No se le puede recriminar nada a este Betis Deportivo desde que, prácticamente, comenzó el 2020. Todo lo que está haciendo, por lo general, lo está haciendo bien. Está demostrando verticalidad, calidad, solidez e, incluso, ese toque de madurez. Un combinado de todo ha hecho que esté donde esté, mandando en el grupo X de la Tercera División y sacando los tres puntos ante cualquier rival que se pone en frente.

La semana pasada, a pesar de que el trabajo fue mayor por doble jornada, el filial bético cumplió con creces. Primero se hizo con la victoria ante el Ceuta de José Juan Romero a domicilio (0-2). Dos días después, volvió a la Ciudad Deportiva y mantuvo su tónica habitual ante el Conil. Goleada, tres puntos y a seguir remando. Ya son siete puntos los que le saca a sus máximos perseguidores, el Ciudad de Lucena y el Xerez Deportivo, pero eso no se convierte en una excusa para ablandarse.

Con ganas de más

Como se ha dicho antes, por valor sentimental, ya es un duelo importante. Pero el Sevilla C también tiene un valor añadido. Aunque se encuentra en la octava posición de la clasificación, tan solo le separan tres puntos del Utrera, el que marca del límite de los playoffs. Por eso, firmar un triunfo en casa ante todo un Betis Deportivo puede ser una excusa más que importante para seguir soñando con estar entre los cuatro primeros al término de la temporada.

La semana pasada, el conjunto rojiblanco también cumplió por partida doble. Venció a la Lebrijana en casa y ganó por la mínima al Córdoba B a domicilio. Sin embargo, algo que le pasa factura para no estar más arriba es su irregularidad y su escaso acierto de cara a puerta en comparación con sus goles encajados. El cuadro sevillista es el que menos tantos encaja del Grupo X, aunque esta jornada se va a encontrar con una delantera que pondrá su zaga a prueba.

Todo al verde

El Betis Deportivo, si quiere ser optimista, solo tiene que imitar su encuentro de la pasada temporada en feudo rojiblanco. El filial de las trece barras se impuso con un resultado muy cómodo (0-3) e hizo también lo propio en la Ciudad Deportiva Luis del Sol (2-0). Sin embargo, no es que deba confiarse, pues, en las pocas veces que se han enfrentado ambos equipos, fue en la única que logró vencer a domicilio.

Los de Manel Ruano se llevaron los tres puntos por la mínima en casa en el encuentro de la primera vuelta. Quieren hacer pleno y seguir demostrando que no se van a dejar tumbar por cualquiera. A falta de diez jornadas -teniendo en cuenta la de esta semana- tirar la toalla está descartado. Ahora más que nunca toca apretar y mantenerse en esta dinámica para tener en mayo un billete para la Segunda B.

POST DEL PARTIDO