El plan también está en el banquillo. UNOxUNO del Cádiz CF – Real Betis 1-2

0
9292

El Betis se sobrepuso a un partido lleno de trampas y minas que preparó el Cádiz y lo hizo siendo él mismo hasta en el peor contexto posible. Los cambios mejoraron y dieron el punch necesario para que el Betis encontrase el camino al gol. Los verdiblancos desnivelaron a base de su calidad el partido tán físico, intenso y, a veces, excesivo que hizo el rival. Victoria importantísima ante una enorme actuación del Cádiz, lo que le da mucho más mérito.

El Betis sigue en la lucha. Y sigue por méritos propios y siendo fiel a sí mismo. No estuvo bien, estuvo lejos de su mejor versión, pero continuó haciendo su fútbol sin precipitarse pese a que el crono seguía y el gol de Alejo dio aire a un rival que jugó al 200%. En ese contexto y con un Cádiz encerrado y con ventaja, el Betis remontó. Una victoria que vale lo mismo que ante Osasuna pero que en el valor intangible es de seis puntos.

La primera parte fue una batalla nula. El Cádiz, instalado en una buena dinámica, salió con una intensidad muy alta, a veces excesiva, presionando muy arriba, intentando robar y frenando con falta cada vez que recibía y giraba un jugador creativo del Betis. La presión del Cádiz llegaba hasta el área verdiblanca pero una vez que el Betis rompía la primera línea, los locales replegaban a su campo con un bloque muy fijo.

Los de Pellegrini comenzaron a elaborar pero a un ritmo bastante lento y, sobre todo, no finalizó lo que provocaba la reacción al contragolpe de un Cádiz que volaba cuando robaba. Los continuos fallos en entrega del Betis arriba provocaron un ida y vuelta que hizo sufrir a la defensa verdiblanca.

No hubo ocasiones claras de ningún equipo salvo, claro, ese gol que aún nadie sabe porqué Gil Manzano anuló. El Betis no llegó bien, Willian José, Juanmi y Guardado estuvieron realmente mal y el Cádiz solo le alcanzó para colgar balones desde posiciones alejadas y buscar el milagro o el error del Betis.

La primera parte fue un quiero y no puedo de los dos equipos. El Betis lo intentó con el balón pero estuvo lento e impreciso, además de que sus piezas atacantes no estuvieron nada finas. Por su contra, el Cádiz metió presión e intensidad a falta de calidad, robaba y llegaba bien pero se lo notó una evidente falta de precisión en los últimos metros y en el centro del campo. El Cádiz igualó la calidad del Betis con su físico y neutralizó sus virtudes pese a que por ello no llegó con claridad arriba. Combate nulo en los primeros 45 minutos.

En la segunda parte, Canales salió con la intención de liderar y ganar el partido. Y así lo demostró en su primera intervención recibiendo casi de segundo central y dejando un tacón para liberar a Fekir en el pico del área rival varios segundos después. El balón acabó en el larguero tras el disparo de Guardado. Pero Canales dio el paso al frente y el Betis empezó a ser el Betis.

Y cuando el Betis se acercó al gol, el que lo marcó fue el rival. Lo que llevaba buscando todo el partido: el error defensivo del Betis de todas las semanas. Los dos defensas volvieron a despejar realmente muy mal y Juanmi tomó la peor decisión de todas.

El partido se trabó, el Betis no encontraba huecos para hacer daño al rival pero nunca bajó los brazos y continuó con el plan. Siguió jugando a lo que sabe y encontró el camino del gol gracias a los cambios y al acierto goleador de Tello. En el contexto más complicado Tello reaccionó en el primer balón que tocó y lo mandó a la esquina de la portería. Gol y el Betis fue a por más. Querían ganar. El Cádiz se asustó y el Betis y Borja creyeron. El panda corrió a un balón que parecía no ir a ningún lado y sacó un penalti de la nada.

1-2. Tres victorias en los últimos cuatro partidos. El Betis va a dar guerra hasta el final.

El uno a uno:

Bravo (7): Seguridad. Hoy sí que dio un ejercicio de confianza y seguridad atrás. Sacó las pocas del Cádiz y fue bien arriba en la multitud de balones aéreos del rival. Bien en esa última falta peligrosa.

Sabaly (6): No hizo un mal partido pero le faltó claridad arriba. Llega bien pero siempre se atasca cuando se aproxima cerca del área rival.

Pezzella (6): La entrada del argentino tenía una clara intención: frenar el juego aéreo del Cádiz y Pezzella es el mejor jugador del Betis por alto. Y lo hizo muy bien. Buen ejercicio defensivo de los dos centrales.

Bartra (6): Está a un nivel muy alto. Hoy el Betis defendió bastante bien. Tenían dos nueves delante y el Cádiz apenas supo entrar al área verdiblanca.

Alex Moreno (6): Correcto partido de Alex pero apenas pudo llegar con claridad al área rival también debido a que sus compañeros no estuvieron precisos en los balones que le mandaron. Aún así, hizo un partido más que correcto pero lejos del nivel que lleva mostrando esta temporada. No se puede ser decisivo todas las jornadas.

Guido (7): Partido donde el argentino brilla con luz propia. Se cansó de hacer coberturas en la primera mitad a los laterales, sobre todo a Sabaly, ya que el Betis perdió multitud de balones en ataques posicionales que cogían al senegales fuera de zona. Enorme trabajo de colocación.

Guardado (4). Flojo partido del mexicano que demostró no tener la suficiente calidad para gobernar el centro del campo con el balón. Tuvo que bajar demasiado Canales y Fekir a subirlo.

Canales (8): Fue quien más intervino en el partido. Tuvo que sacrificar sus posiciones adelantadas para dar al equipo continuidad en la posesión. Dio aire al equipo cuando él tenía la pelota, distribuyó el juego y además con sus acciones individuales fue quien rompía las líneas defensivas del rival. Gran actuación.

Fekir (6): Flojo partido del francés. Se le vio bastante lento en muchas acciones y en las que salió le frenaron con falta. Se equivocó en muchas acciones arriba pero volvió a ser determinante para dar la asistencia a Tello en el primer gol. Siempre en el campo.

Juanmi (3): No apareció, lo poco que tocó no lo hizo bien y decidió de la peor manera en el gol rival. Partido paupérrimo y para olvidar de nuestro goleador.

Willian José (3): Cada partido que pasa sus actuaciones son más pobres. En las últimas jornadas su trabajo fuera del área salvaba su actuación pero es que hoy su trabajo de espaldas y con el balón en los pies fue muy muy flojo. Falló numerosos pases y no consiguió superar a ningún rival.

Borja Iglesias (8): Apenas participó, estuvo lento en algunas acciones en el área pero.. creyó y tomó la responsabilidad como hace esta temporada. Y marcó un nuevo gol que vale tres puntos.

Bellerín (7): Junto a Joaquín revitalizó la banda derecha y de ahí nació el primer gol. Otro que sí está bien debe estar siempre en el once.

Joaquín (7): Mejoró una barbaridad al equipo en la derecha. Sus conducciones y su claridad a la hora de distribuir el balón a zonas libres es indiscutible. Vital en el primer gol.

Tello (8): Esto es lo que tiene Tello. No necesita nada para ser determinante. Su golpeo está fuera de toda duda y su gol fue un punto de inflexión en un partido que se iba a perder.

Post del partido
Ficha del partido