-3 Nada nuevo 2-1. Crónica del Valencia CF – Real Betis

0
353

Nueva derrota de un Betis que volvió a ser mejor que su rival y merecer más, pero se vuelve a Sevilla con cero puntos y con una sensación inevitable de miedo viendo como las posiciones de descenso se acercan y la dinámica cada jornada que pasa es más dramática. Lo mejor que puede aspirar el Betis es que la temporada acabe pronto.

La enésima vez. La enésima derrota. El mismo partido una y otra vez. Ya sea empate o derrota. El Betis fue mejor en casa del rival, llevó la iniciativa, el dominio y las ocasiones. Las tuvo. Las perdonó. Hubo polémica que volvió a no decantarse para los intereses verdiblancos. Y en la primera que tiene el rival va para dentro. A partir de ahí el Betis salió del partido para no volver. Fue un golpe anímico muy duro del que solo Loren supo salir. Pero ya no quedaba tiempo.

Rubi salió con un once repletó de calidad en tres cuartos y resguardando la defensa con línea de tres. Una línea de tres que estuvo a un gran nivel hasta la segunda mitad. El Betis controló el medio del campo y así controló el partido en la primera mitad.

Se vio a un gran Betis con balón y sin él. Con él salía jugado con pases de seguridad y cortos en línea de tres para encontrar abiertos a los laterales o a Canales y guardado que dieron continuidad a la salida de pelota. A partir de ahí, el Valencia coloco un bloque muy bajo en posiciones defensivas y el Betis realizaba ataques posicionales con un ritmo bastante bajo que seguramente le perjudicó en cuanto a llegar a tener ocasiones de gol ya que en los metros finales faltó una marcha más. Faltaron más rupturas a la espalda de la defensa, ya que generan siempre espacios, y mayor riesgo en la toma de decisiones para generar ocasiones claras de gol.

Aun así, con ese ritmo y la buena colocación y ocupación de espacios permitió al Betis vivir permanente en campo rival. Una buena activación tras perdida provoco que los jugadores del Valencia rifasen los balones y terminasen siempre en recuperaciones verdiblancas.

El partido se fue al descanso con la sensación de que el Betis había entendido mejor el partido y estaba mucho más entero que su rival en el encuentro. La segunda parte comenzó con el mismo guion y llegó la ocasión que pudo, y debió cambiar el partido, el larguero de Fekir. Ahí estaba el partido e incompresible que ese balón no entrase.

A partir de ese momento, y ya con Guedes, el mejor del Valencia en el campo, el equipo de Celades entró al partido. La presencia de Guedes mejoro los ataques del Valencia y el partido se igualó. Hasta que llegó el gol de Gameiro y el encuentro se terminó para el Betis. Un gol demasiado evitable e incompresible que ningún jugador del Betis encimase un disparo tan cómodo de uno de los mejores lanzadores del Valencia. Gameiro controló y ya se veía que iba a buscar portería mientras los jugadores del Betis estáticos miraban la acción.

El gol liberó al Valencia y hundió al Betis. No hubo más partido. El Betis lo intentó sin ningún criterio y el Valencia pudo sentenciar mucho antes del gol de Parejo. Solo Loren puso algo de cordura con un gol que le libera a él pero que no sirve para nada a un equipo que la mejor cosa que le puede pasar ahora mismo es que la temporada acabe ya. Porque se puede hacer muy larga.

Valencia CF: Cillessen, Wass, Paulista, Diakhaby, Gayà, Kondogbia, Parejo, Soler, Ferrán Torres (Sobrino 87′), Gameiro (Cheryshev 73′) y Maxi Gómez (Guedes 46′).

Real Betis Balompié: Joel Robles, Emerson, Mandi, Edgar (Aleñá 72′), Sidnei, Álex Moreno, Guardado (loren 81′), Canales, Joaquín (Tello 72′), Fekir y Borja Iglesias.

Goles:  1-0. Gameiro (59′).
             2-0. Parejo (88′).
             2-1. Loren (92′).

Colegiado: Adrián Cordero Vega, comité cántabro. Amonestó a Álex Moreno (31′), Kondogbia (34′),  Emerson (76′), Guardado (79′) y Gayà (87′).

POST DEL PARTIDO